La cartera más alta las registran los acueductos de Candelaria y Manatí.

A pesar de las gestiones comerciales realizadas por la empresa Electricaribe, los acueductos de 7 municipios del sur del Atlántico continúan sin pagar el consumo de servicio de energía, cuya deuda total supera los 5.000 millones de pesos.

Dentro de los acueductos que registran deudas más altas son el acueducto de Candelaria por un valor cercano a los 1.775 millones de pesos y el acueducto de Manatí debe 1.115 millones de pesos.

Por su parte, el acueducto de Luruaco registra una deuda por más de 785 millones de pesos; el acueducto de Santa Lucía, 575 millones de pesos; acueducto de Campo de la Cruz, 406 millones de pesos; acueducto de Suan, 228 millones de pesos y por último, el acueducto de Repelón debe 122 millones de pesos por el servicio de energía.

“Seguiremos realizando la gestión de cobro con los gerentes y administradores de los acueductos y de igual forma hacemos un llamado a los alcaldes y a la Gobernación del Atlántico para que velen por el cumplimiento de las obligaciones de estas entidades”, aseguró Arnold Álvarez Rodríguez, Gerente de Electricaribe en el Sur del Atlántico.

Agregó que en el caso del acueducto de Repelón la empresa instauró una denuncia ante la Contraloría General de la República.

Vale precisar que estas entidades están constitucionalmente protegidas, por lo que a pesar de las deudas la empresa Electricaribe no puede suspender la prestación del servicio aunque cuentan con el mismo de manera permanente.
Ante esta situación, siguen los trámites de terminación de contrato y así los municipios compren la energía a otros comercializadores.

Por: Redacción del portal www.noticiasya.co

Deja un comentario